Otro desahucio paralizado

 

Otro desahucio paralizado

Esta semana hemos paralizado el lanzamiento de Carmen viuda de 60 años, su hija Carolina en desempleo y su madre pensionista de 82 años, las tres iban a ser desahuciadas el próximo martes 2 de diciembre de su vivienda en un barrio de Zaragoza. Se trata de un proceso similar al de Carmen de Vallecas, pero con la diferencia de que ellas van a seguir viviendo por mucho más años en su vivienda.

Si Carmen no hubiesen sido defendida por el equipo jurídico que coordina Defendo Abogados, el próximo martes estarían en la calle (en 4 días), posiblemente aparecerían en los medios locales de Zaragoza o pasarían totalmente desapercibidas, con todos los desahucios que hay actualmente, ¿a quien le va a importar un desahucio más?

Lo terrible de este caso y de otros muchos, donde si se han producido desahucios, es que se podrían paralizar de acuerdo a la La Ley de medidas para reforzar la protección a los deudores hipotecarios, creada para proteger a colectivos especialmente vulnerables. Las familias siguen siendo desahuciadas, cuando la Ley permite la paralización de los mismos.

¿Por qué los bancos y prestamistas siguen desahuciando ignorando la Ley? ¿Por qué la justicia no actúa de oficio y paraliza estos desahucios?

Carmen contacto con nosotros cuando su procedimiento de ejecución hipotecaria estaba ya muy avanzado y se había subastado su vivienda. Esta es nuestra primera actuación en su caso y dado el poco tiempo que teníamos para reaccionar, lo primero que hemos perseguido es ganar tiempo y que puedan continuar en su vivienda, de momento unos meses.

Nuestro siguiente paso será,  un procedimiento contra el banco por cláusulas abusivas. Este nuevo recurso va a durar entorno a los 8 años, que es la duración media de todos los procedimientos que actualmente realizamos en defensa de las familias que defendemos.

Colectivos que no pueden ser desahuciados en la actualidad de acuerdo a la Ley 1/2013

  • Familias numerosa.
  • Familiar monoparental con dos hijos o más a su cargo.
  • Menores de tres años.
  • Discapacitados declarados con una discapacidad superior al 33 por ciento.
  • Unidad familiar en la que el deudor hipotecario se encuentre en situación de desempleo y haya agotado las prestaciones por desempleo.
  • Familiares con discapacidad, dependencia o enfermedad grave que les incapacite para realizar una actividad laboral.
  • Víctimas de violencia de género.

¿Alguna duda?

Contacte con nosotros por el medio de contacto que desees:

Contrate nuestros servicios

Desde tan solo 99€. Elige tu pack:

Menú