Nuevas Victorias: Desahucios paralizados por la Vulnerabilidad de las familias

Nuevas Victorias: Desahucios paralizados por la Vulnerabilidad de las familias

Hoy queremos compartir las dos últimas sentencias que han ganado nuestro equipo de Abogados especializado en derecho hipotecario y paralización de ejecuciones hipotecarias, en esta ocasión hemos obtenido las victorias contra el Banco de Santander y el Banco Popular.

En estos dos casos hemos ganado con la misma estrategia. Hemos conseguido paralizar la ejecución hipotecaria alegando la vulnerabilidad de las familias que iban a ser desahuciadas. Esto va a suponer paralizar el desahucio por un tiempo que esperamos que sea muy largo. Todo dependerá de que el nuevo gobierno haga su trabajo y firme una nueva prórroga de la Ley 1 / 2013, algo que claramente en la actualidad sigue siendo muy necesario.

Pero conseguir la paralización de los desahucios no supone el fin de nuestra defensa, cuando este aplazamiento finalice y nuevamente los bancos exijan el desahucio de las familias, será el momento de retomar su defensa y utilizar nuevas vías para continuar luchando por los derechos de estas dos familias. Entonces será cuando llegue el momento de hablar de las cláusulas abusivas y la titulización de las hipotecas…


Desahucio paralizado – Banco Santander vs José Jaime y Tania de Vizcaya

José Jaime y Tania son padres de una familia numerosa con 3 hijos estudiantes y 2 de ellos menores. Esta familia recibe como único ingreso un pequeño sueldo sobre el que ya existe un embargo de la Seguridad Social.

En este caso el Banco Santander, en contra de lo que suele ocurrir en la mayoría de los casos, ha decidido solicitar la paralización del desahucio ante el evidente caso de vulnerabilidad que hemos presentado ante el Juez, una vez asumido que la vulnerabilidad de la familia estaba claramente probada y que no tenían ninguna posibilidad de continuar adelante con el desahucio.


Desahucio paralizado – Banco Popular Español vs Rafael y María de Zaragoza

En este segundo caso se trata de un matrimonio mayor, en el que María trabaja como autónoma percibiendo unos ingresos mínimos que apenas son suficientes para pagar su cuota de autónomo, su marido Rafael padece Alzheimer lo cual le supone una discapacidad total que aún está en proceso de tramitación y por la que todavía no percibe ningún tipo de pensión.

Ante esta situación tan claramente vulnerable para esta familia, el Banco Popular no les ha quedado más remedio que aceptar nuestro escrito de defensa por la clara vulnerabilidad de esta familia y de igual modo el banco se ha visto obligado a solicitar la paralización del desahucio de la familia.


Si tu también te encuentras en un proceso de ejecución hipotecaria y te encuentras en una situación de vulnerabilidad como ser víctima de violencia de género, sufrir algún tipo de discapacidad, estar al cargo de menores y no disponer de ingresos suficientes. Contacta con nosotros y estudiaremos tu caso para ver la forma de paralizar tu desahucio.

¿Alguna duda?

Contacte con nosotros por el medio de contacto que desees:

Contrate nuestros servicios

Desde tan solo 99€. Elige tu pack:

Menú